Al "Chilazo"

Familia de Keyla denuncian persecución

0

Norma Rodríguez madre de Keyla Martínez denunció públicamente y ante el Ministerio Público que ella como su familia están siendo víctimas de vigilancia, persecución, hostigamiento e intimidación de parte de fuerzas represoras del Estado.

De igual forma, dio a conocer que revocan el poder dado a la abogada Irma Yamileth López para representarlos en el caso de su hija Keyla Martínez y lo traslada al Comité de Familiares de Detenidos Desaparecidos en Honduras (COFADEH).

La adolorida madre leyó el comunicado siguiente “nosotras y nosotros, la familia de Keyla Patricia Martínez Rodríguez, víctima de homicidio ejecutado por agentes de la Policía Nacional, asignados a la Unidad Departamental de Policía #10 (UDEP #10) de la Esperanza, Intibucá, tras su captura la noche entre el 6 y 7 de febrero de 2021, a la comunidad nacional e internacional comunicamos que nos personamos ante el Ministerio Público a presentar la revocatoria del poder pleno otorgado a la abogada Irma Yamileth López Álvarez, a quien públicamente le manifestamos nuestro agradecimiento.

De igual forma, “informamos nuestra decisión de trasladar Poder Legal sobre el caso de Keyla Patricia Martínez Rodríguez, a organizaciones Defensoras de Derechos Humanos, especialmente al Comité de Familiares de Detenidos Desaparecidos en Honduras (COFADEH)”.

Al mismo tiempo, leyó que “estamos denunciando actos de hostilidad en contra de nuestra familia como ser la presencia de personas extrañas en horas de la noche en la tumba de Keyla Patricia Martínez Rodríguez, ubicada en el Cementerio Municipal de La Esperanza, Intibucá.

El cementerio cierra sus puertas a las 6:30 p.m. y a esas personas se les ha visto alrededor de las 8:00 p.m. según una denuncia que consta en la municipalidad de La Esperanza”.

“Esta acción causa temor, al recordar el caso del menor Eblin Noel Corea Maradiaga, manifestante de 17 años, asesinado por militares durante una represión en Yarumela, departamento de La Paz, en junio de 2019”.

“La familia Corea se vio obligada a vigilar día y noche su tumba, por temor a que profanaran el cuerpo, hasta que se le practicó la exhumación y debida autopsia para extraer el proyectil, que coincidió con el arma del militar enjuiciado hace unas semanas”.

“En el caso de Keyla Patricia Martínez Rodríguez, la autopsia reveló que la causa de muerte es homicidio por obstrucción de vías respiratorias, contradiciendo la versión policial que afirmó un suicidio, cuando Keyla estaba bajo su custodia en calidad de detenida, supuestamente por infringir el toque de queda según el Decreto Ejecutivo PCM 012-2021”.

“Como familia que hemos denunciado el crimen contra Keyla Patricia Martínez Rodríguez, somos víctimas de constante vigilancia, persecución, hostigamiento e intimidación de parte de fuerzas represoras del Estado”.

“Hay patrullas policiales que merodean nuestras casas y a los lugares que hemos frecuentado, hacen fuertes ruidos cuando estamos en casa, como advirtiéndonos de su presencia, se escucha que cargan sus fusiles, hace unos días, una mujer vestida de civil y armada con un fusil en compañía de varios miembros uniformados de la policía nacional hacía movimientos con su arma, cerca de nosotros.

Entonces nos preguntamos ¿Esto es hostilidad o seguridad? y aunque existe temor en la familia por este contexto que enfrentamos: advertimos que no dejaremos de buscar justicia, exigimos que los criminales paguen por los hechos contra Keyla Patricia Martínez Rodríguez, instamos al Ministerio Público que realice su labor de manera objetiva, pronta y diligente”.(

You may also like