Nacionales

Gobierno impulsará proyectos para incentivar a hondureños a darle un mejor uso a sus remesas

0

Además del luto y dolor, la pandemia del covid -19 ha provocado estragos económicos a nivel mundial y Honduras no es la excepción, el impacto es muy grave, pero en la lucha conjunta por reactivar la economía miles de héroes sin capa que viven en exterior se suman silenciosamente y con sus remesas impiden cada día que las consecuencias sean peores.

Los aportes de los laboriosos migrantes hondureños es uno de los pilares más fuertes de la economía del país y, afortunadamente, a pesar de los malos pronósticos al inicio de la pandemia el flujo de remesas que recibe Honduras no fue afectado con severidad y algunos economistas incluso ya proyectan una tendencia al alza.

Como parte de su gira de trabajo en Estados Unidos, el presidente Juan Orlando Hernández, acompañado por el canciller Lisandro Rosales, se reunió esta tarde con los cónsules de Honduras en esa nación para informales de nuevas acciones del gobierno que buscarán incentivar a los hondureños que envían remesas y a las familias que las reciben a darle un mejor uso.

La reunión fue realizada desde el Consulado de Honduras en Houston y contó con la participación de los otros cónsules de forma virtual.

El presidente hizo una amplia valoración del esfuerzo que realizan los hondureños que viven el exterior y como el apoyo que realizan a sus familiares mediante el envío de dinero es un aporte valioso a la economía del país, contribuyó a reducir los impactos económicos de la pandemia y es una fuente de ingresos que está apoyando a la reactivación económica.

Explicó que la iniciativa, entre otros puntos, incluirá que tanto los hondureños que envían las remesas como quienes reciban conozcan nuevos productos del Banco Hondureño para la Producción y la Vivienda (BANHPROVI) y facilitarles acceso a créditos con el sistema bancario para que sean utilizados en destinos más productivos

“El compromiso que deben tener los funcionarios en los consulados es grande, sabemos que es una labor muy ardua, pero este es el momento en que debemos cada uno de nosotros demostrar que estamos para apoyar a nuestros connacionales, son 5,500 millones de dólares que nos envían caño con año y eso puede hacer que el impacto de la pandemia se disminuya”, resaltó el canciller.
Una de las razones para que el envío de remesas no resultara tan afectado es que la mayoría de hondureños se dedican a los rubros de servicios como es la atención en restaurantes o en tiendas, el cuidado de adultos mayores o el mantenimiento de viviendas, entre otros, o se desempeñan en sectores como la agricultura o la construcción, actividades que aún se mantienen activas.

Te puede interesar