Tecnologia

Galaxi Note 20 viene a simplificar el trabajo

0

Estos últimos meses hemos recibido muchísimos móviles que valen la pena para todo tipo de usuarios por menos de 500 euros. Sin embargo, hay un segmento que llegó hace unos años para quedarse: el premium de más alta gama, y ahí se encuadra el nuevo Samsung Galaxy Note. Tras pasar unas semanas con él como nuestro móvil principal, vamos con nuestro análisis y opinión del Galaxy Note 20 Ultra 5G, el de más alta gama de los dos modelos en los que llega al mercado.

Estamos a finales de agosto y, como es tradición los últimos años, ya tenemos el nuevo buque insignia de Samsung para la familia Note. La compañía surcoreana es la que abre el telón del lanzamiento de móviles premium de la segunda mitad de año, y lo ha vuelto a hacer lanzando un dispositivo enorme en todos los sentidos.

Ya están aquí los nuevos Samsung Galaxy Note 20 y Note 20 Ultra 5G, dos móviles que están más enfocados a un usuario que necesite pantallas grandes y vaya a sacar partido al S-Pen, pero dos terminales que al mismo tiempo este año son bastante diferentes. La gama Note, hasta la llegada de los Note 10, se había caracterizado por contar con un modelo anual. Del Note 10 llegaron tres versiones (los dos de agosto de 2019 y el posterior lanzamiento del Note 10 Lite), y ahora tenemos dos versiones del Note 20. El que nosotros hemos probado es el de más alta gama, el Note 20 Ultra 5G.

La “normal” cuesta 949 euros y, si atendemos a las características, se nos antoja un precio bastante elevado para lo que lleva dentro. El otro es el Note 20 Ultra 5G que tenemos para analizar, un móvil que parte de unos 1.299 euros, que sigue siendo muchísimo, pero que está más justificado.

Y es que, el modelo estándar se deja por el camino la pantalla QHD+, la frecuencia de hasta 120 Hz, el zoom 5x óptico, la cámara de 108 megapíxeles, el chip UWB, el renovado S-Pen y la versión de 12 GB de RAM.

Dicho esto, vamos con nuestro análisis del Samsung Galaxy Note 20 Ultra tras dos semanas de uso como móvil principal. Os adelantamos que es enorme y no es para todo el mundo, pero cuando cambias a otro terminal echas de menos esta fabulosa pantalla, la sensación de tener un móvil de otra categoría entre manos… y hasta el S-Pen.

Análisis del Samsung Galaxy Note 20 Ultra por apartados:

Diseño: llama la atención tanto por la pantalla como por el módulo de cámara
Pantalla: la última tecnología en pantallas de Samsung al servicio de la productividad y la diversión
Rendimiento: chip Exynos 990 y 12 GB de RAM que pueden con todo, aunque seguimos echando de menos los Snapdragon en Europa
Sistema: Android 10 y OneUI 2.0 que da sentido al S-Pen y a la multitarea
S-Pen y Samsung DeX: no son una revolución, pero sí una mejora de lo que había
Cámaras: más coherentes que las del S20 Ultra y con una grabación de vídeo espectacular
Conectividad y sonido: armado hasta los dientes con NFC, Wi-Fi 6, 5G, chip UWB…
Batería: el punto flojo de un móvil premium casi perfecto
Conclusión: no es para todo el mundo, pero si sabes sacarle jugo es un dispositivo fantástico

Un diseño que llama la atención tanto por la pantalla como por el módulo de cámara

En cuanto abres la caja, te das cuenta de que estás ante un móvil especial. El enorme frontal negro es lo primero que ves y en cuanto quitas el plástico protector y notas el tacto de la parte trasera agradeces que, al menos este modelo “Mystic Bronze”, tenga trasera mate.

Te puede interesar