Tecnologia

La marca de la manzana abandona Intel

    0

    Apple fabricará, a partir de ahora, sus propios procesadores. Bajo el nombre de Apple Silicon, Tim Cook, primer directivo de la compañía, anunció oficialmente que la marca de la manzana abandona Intel y empezará a instalar sus propios chips en los Mac.

    En los iPhones y los iPads, los procesadores hechos por Apple permitieron rendimientos hasta cien veces mayores que los anteriores. En total, Apple ha vendido ya 2.000 millones de procesadores con estos dispositivos, y era hora de hacer lo mismo con los Mac.

    Su nombre será Apple Silicon, y gracias a ellos el rendimiento de los próximos Mac crecerá de la misma forma, así como el menor consumo de energía. Habrá toda una familia de chips para Mac, que permitirán construir ordenadores cada vez mejores, igual que pasó con los móviles y los tablets.

    Para facilitar la transición de las aplicaciones, Apple pone a disposición de los desarrolladores una serie de herramientas que facilitará la tarea. Se trata que que, cuando salgan, los nuevos Mac puedan seguir usando todas las aplicaciones a las que sus usuarios están acostumbrados.

    Craig Federighi explicó que ya se han adaptado muchas aplicaciones al nuevo chip. En concreto, todas las que son nativas, las que vienen incluidas con el Mac y otras tan exigentes como Final Cut Pro. Y compañías como Microsoft o Adobe ya están trabajando para adaptar las suyas al nuevo Mac Silicon.

    Incluso las apps que no estén aún adaptadas al nuevo chip funcionarán gracias a Rosetta2, una función que en los nuevos Mac se encargará de «traducir» automáticamente las apps cuando se instalen. Según Federighi, el usuario ni siquiera se dará cuenta de ello. Además, también se podrán «virtualizar» apps de iPhone e iPad, utilizándolas en el Mac sin problemas. Convergencia total entre dispositivos.

    Los primeros ordenadores con Mac Silicon estarán disponibles antes de lo previsto, a finales de este mismo año. Aunque la transición, según explicó Tim Cook, durará dos años, por lo que seguiremos, durante un tiempo, viendo ordenadores Mac con procesadores Intel junto a los nuevos con procesadores «made in Apple».

    UNA CONFERENCIA «ESPECIAL»

    Por primera vez en tres décadas, la conferencia anual de desarrolladores de Apple fue virtual. Ya lo había anunciado Phil Shiller, vicepresidente de Márketing Global de la compañía, que justificcaba la decisión a «la situación sanitaria actual». La 31 edición de la WWDC, pues, se celebra a puerta cerrada y sin asistentes. Eso sí, seguida muy de cerca por los más de 23 millones de desarrolladores que Apple tiene en todo el mundo.

    Sin más preámbulos, Tim Cook, el CEO de Apple, apareció ante las gradas totalmente vacías del Steve Jobs Theatre para asegurar que, a pesar de todo, este sería uno de los eventos más sonados y multitudinarios de cuantos ha celebrado Apple. La ruptura con Intel, sin embargo, no fue anunciada hasta el final de la «keynote».

    IOS14, UNA NUEVA PANTALLA PARA EL IPHONE

    Para empezar, Cook habló de una «nueva generación de desarrolladores» y dio paso a Craig Federighi, el responsable de software de la compañía, que empezó a desvelar de inmediato cómo será el iOS 14, el nuevo sistema operativo para el iPhone, donde los cambios empiezan por la pantalla principal. Se acabó, en efecto, tener páginas y páginas de «apps» que a la hora de la verdad nunca encontramos. Ahora se podrán organizar en grupos, parecidos a las carpetas de ahora pero de tamaño mucho mayor, con cuatro iconos visibles en cada uno. Más fácil organizar y encontrar las «apps».

    También los widgets cambian, se hacen más intuitivos y se pueden colocar de distintos tamaños (y no en fila como hasta ahora), montando un auténtico «puzzle» en pantalla. Además, ahora podremos colocar un widget en medio de las apps, o sobre ellas, lo que permite una personalización mucho mayor de la pantalla principal.
    LLega también el «Picture in Picture», ya conocido por los usuarios de Android, que nos deja seguir viendo en primer plano un vídeo mientras abrimos otra «app», en la pantalla principal o por encima de lo que estemos haciendo.

    SIRI TAMBIÉN CAMBIA

    Novedades también en Siri, que ha sido completamente rediseñado. Ahora se puede activar desde cualquier lado y presenta sus respuestas como un widget, encima de lo que estemos haciendo o de la propia pantalla principal.

    Además, soporta más idiomas para la traducción simultánea de una conversación. A partir de ahora, ya no será necesario descargar una app específica para hablar con alguien en otro idioma.

    En cuanto a los Mensajes, cuyo uso se ha incrementado, según Federighi, hasta un 40%, ahora permiten conversaciones. Podemos poner una «chincheta virtual» sobre el mensaje de la lista que queramos y pasará a primer lugar y claramente marcado.

    Memoji permite utilizar un pequeño avatar que nos identifica al hablar. Y a partir de ahora se podrán mantener conversaciones en grupo, en un claro acercamiento al estilo de Whatsapp.
    La aplicación Mapas también se ha actualizado, y ahora incluye información detallada de muchos más lugares y añade nuevas formas de llegar hasta ellos.

    Se pueden buscar sitios en las guías, que ahora están incluídas en la app y muestran desde restaurantes a monumentos y lugares de interés, y llegar hasta ellos no solo andando, en coche o en transporte público, como hasta ahora, sino tambièn en bicicleta.

    La función se podrá ir añadiendo a cada vez más ciudades en el mundo, igual que la posibilidad de buscar estaciones de repostaje para coches eléctricos.

    Por su parte, Car Play, la «app» de Apple para los automóviles, que está disponible en el 80% de los países del mundo, incluye ahora información sobre parkings y permite abrir y arrancar el coche con el propio iPhone, sin necesidad de llaves.

    Para ello, hay que registrar el vehículo, que aparecerá en el «Wallet», junto a las tarjetas de crédito o los billetes de avión que tengamos. Ah, y podremos compartir la tarjeta con otras personas que también tengan que utilizar el coche.

    Por cambiar, esta vez cambia hasta la AppStore, que ahora resulta mucho más rápida e intuitiva. La nueva aplicación AppClips, evita que tengamos que descargar una nueva aplicaciòn si queremos, por ejemplo, alquilar una moto o un patinete. Simplemente aparece un pequeño cartel con el patinete, pulsamos sobre él y automáticamente podemos pagar con Apple Pay sin necesidad de introducir más datos.

    IPAD OS, MÁS POTENTE Y VERSÁTIL

    Llega el turno del sistema operativo específico para iPad. Ya hay más de un millón de apps en el ecosistema de aplicaciones para el famoso tablet de Apple. Igual que en el iPhone, los widgets han sido rediseñados, así como la forma de visualizar las fotos.

    Ahora, una barra lateral permite cambiar rápidamente de una carpeta a otra para buscar el contenido que queremos ver. El mismo tipo de organización se aplica también a la música.

    Siri también tiene funciones específicas para iPad. Y las llamadas ya no ocupan toda la pantalla, sino que aparecen como notificaciones sobre las que se puede actuar o descartar. La barra de búsqueda ahora busca todo el contenido, desde imágenes a contactos o documentos. La experiencia es mucho más rápida y fluida.

    Apple Pencil, el lápiz que acompaña a los tablets, ha sido actualizado a «Scribble», una capacidad que predice el tipo de figura o de palabra que vamos a anotar, con nuestra letra, y la completa. Por supuesto, se puede seleccionar, cortar y pegar lo que queramos en otro documento. También podemos escribir en cualquier otra app, como en Notas o Recordatorios, y lo que apuntemos a mano pasa inmediatamente a texto mecanografiado, como si lo hubiéramos hecho con el teclado. Una función, desde luego, interesante.

    NUEVO SOFTWARE PARA LOS AIRPODS

    Nuevas capacidades para los auriculares de la firma, como Special Audio, que facilita una experiencia de audio mucho más inmersiva (en los AirPods Pro) en la que el sujeto está completamente rodeado por el sonido, que no solo pasa de izquierda a derecha, sino también delante y detrás. Gracias al acelerómetro, aunque movamos la cabeza el sonido seguirá llegando desde los mismos puntos.

    Además, los AirPods se sincronizarán automáticamente con el dispositivo que estemos usando, sin tener que hacer nada.
    WatchOS, relojes al poder
    No solo nuevas esferas para el reloj inteligente de Apple, sino también una nueva forma de ver y acceder a las apps, además de la posibilidad de utilizar aplicaciones de terceros. Los Mapas del reloj incluyen gráficos mejorados, distancias, tiempo de llegada, indicaciones y notificaciones especiales si vamos en bici.

    El acelerómetro ha sido perfeccionado para que reconozca más movimientos. Por ejemplo si movemos los brazos lateralmente o los alzamos, o las piernas más que el resto del cuerpo, el reloj sabrá, por ejemplo, si estamos bailando o haciendo ejercicio.

    En el apartado de Salud, las nuevas capacidades se centran en la monitorización del sueño, estableciendo rutinas para ir a la cama o levantarse.

    La «app» nos ofrece estadísticas de las horas que hemos dormido durante la semana o el mes que queramos consultar, así como a qué hora nos hemos acostado y levantado.

    Una nueva aplicación, muy oportuna en tiempos de coronavirus, detecta por el movimiento que nos estamos lavando las manos y marca el tiempo que debemos tardar en hacerlo con un cronómetro.

    Todo ello, según Federighi, con las máximas garantías de privacidad y seguridad. Existen 200 millones de cuentas activas de Apple. A partir de ahora, los desarrolladores de apps estarán obligados a incluir una especie de «menú» con los permisos que necesitan, para que los activemos o no, y a decir qué datos se comparten exactamente.

    ACOS, LA HORA DE LA VERDAD

    El sistema operativo de los Mac quedó para el final, y con novedades importantes. Llamado «Big SUR», incluye nuevas funcionalidades y diseño (el mayor desde MasOS 10), empezando por los iconos, que a partir de ahora redondean sus bordes, como los del iPhone, y ayudarán a localizar lo que buscamos en cada momento.

    Los menús ahora son translúcidos, de modo que podemos seguir viendo lo que hay debajo, e incluyen controles de tamaño y luminosidad. Los widgets también han cambiado, y ahora se parecen a los del iPhone.

    Podemos colocar los que queramos en una barra lateral (el centro de notificaciones) y acceder a nuestras aplicaciones preferidas rápidamente.

    En Mensajes, podemos añadir, por ejemplo, fotos, sin salir de la aplicación, buscándolas directamente desde la barra lateral. En Mapas, una nueva versión totalmente renovada en la que podemos guardar lugares favoritos (casa, trabajo…) o recorrer las calles de cualquier ciudad de forma virtual.

    Safari también es nuevo. Es, según Federighi, el doble de rápido que Chrome, y protege como ningún otro la privacidad de los usuarios.

    La amplia gama de extensiones le dota de capacidades de todo tipo, y todo sin monitorizar por dónde navegamos o las páginas que abrimos, como hacen otros navegadores.

    Las opciones de privacidad permiten una personalización realmente detallada sobre lo que queremos que sepan o no las aplicaciones que utilizamos.

    Un pequeño botón en la barra de navegación nos permite traducir, con un solo toque, la página web que estamos viendo a cualquier idioma.

    Deja Tu Comentario

    Te puede interesar