El penal que se «comió» el árbitro

Deportes .
Publicidad

En un Clásico cargado de emoción, la polémica no podía falta a tan señalada cita. En el minuto 18, un plantillazo de Lenglet dentro del área a Raphael Varane pasó desapercibido tanto para Hernández Hernández, colegiado del encuentro, como para Burgos Bengoetxea, árbitro VAR. El estado del muslo del defensa galo, compartido en sus redes por José Luis Sánchez, evidencia la claridad de la jugada.

El propio Varane fue objeto de otro posible penalti dos minutos después, por agarrón de Rakitic a la salida de un córner, jugadas ambas calificadas como «penalis claros» por Iturralde González, árbitro de AS y de la Cadena SER.

 

 

Las reacciones tras el partido no se han hecho esperar, tanto Sergio Ramos, como Emilio Butragueño, como Casemiro han mostrado su descontento con las mencionadas acciones, siendo especialmente crítico con el VAR el director de Relaciones Institucionales del Real Madrid: «Son ‘clarisísimos’, es desconcertante».

El otro protagonista de la acción, Clement Lenglet, también se ha pronunciado tras el encuentro, admitiendo que hay contacto, pero no como para ser castigado con pena máxima: «Toco la pierna de Varane por mala suerte, no es penalti».