A juicio «narco» que se hizo el muerto

Nacionales .
Publicidad

El Juzgado de Letras Penal con Juirisdicción Nacional de San pedro Sula luego de la audiencia preliminar resolvió elevar a Juicio Oral y Público las diligencia contra Magdaleno Funes Meza o Nery Orlando López Sanabria, su esposa Erika Yulissa Bandy García, José Santos Mejía Laínez,Maximiliano Echeverría García y Daniel Alvarado Tica Santos a quienes se les supone responsables de los delitos de lavado de activos, uso indebido de nombre y almacenamiento ilegal de armas de fuego de uso prohibido en perjuicio de la economía, la fe pública y la seguridad interior del Estado de Honduras.
En esa audiencia, el ente fiscal formalizó la acusación contra los cinco imputados y traslada las diligencias al Tribunal de Sentencia con Competencia Territorial Nacional en Materia Penal con sede en Tegucigalpa.
Funes Meza fue detenido junto con su esposa y demás encausados el pasado 6 junio del 2018 en ese momento les decomisaron dos vehículos blindados, más de 193 mil dólares en compartimientos falsos, seis pistolas, dos granadas, pepitas de oro y documentación en la que había información de narcotraficantes que están siendo juzgados en los Estados Unidos.
Cuando fue capturado Meza utilizaba el nombre de Nery Orlando López Sanabria. El ahora imputado fingió su muerte para no ser detenido por las autoridades, igualmente a una hermana suya se le acusó por el presunto delito de testaferrato.
Al momento de su detención, agentes de la Dirección de la Lucha Contra el Narcotráfico (DLCN), encontraron documentos que lo vinculan con Juan Antonio“Tony” Hernández, quien se encuentra preso en los Estados Unidos y está actualmente enfrentandose en juicio en New York.
Además, capturaron a Meza Fúnez en posesión joyas, aparatos móviles, cargadores de armas de distintos calibres, granadas y radio comunicadores.
LO QUISIERON MATAR
Es de recordar que en febrero de este año, le abogado defensor de Funez, Carlos Chajtur denunció que la granada encontrada escondida en el recto de un recluso en el interior de la cárcel de máxima seguridad en Ilama, Santa Bárbara, más conocida como El Pozo, iba dirigida para acabar con la vida del privado de libertad Magdaleno Meza Fúnez.
El apoderado legal reveló en ese momento que su cliente ha recibido amenazas de muerte debido a que la Fiscalía Especial Contra el Crimen Organizado (Fescco), lo vinculó con el exdiputado y extraditado a Estados Unidos, Juan Antonio “Tony” Hernández.
De igual forma, reafirmó que pidió el traslado de su representado al Segundo Batallón de Infantería argumentando que es insuficiente la seguridad en el centro penal El Pozo.
Reveló que en las últimas semanas, Magdaleno Meza sufrió otro atentado criminal cuando quisieron envenenarlo a través de la comida que asignan a los reos.