“Me gustaría que ésta pesadilla para todos no estuviera pasando” - HonduNews

“Me gustaría que ésta pesadilla para todos no estuviera pasando”

Nacionales .

ESPAÑA.- César Román, mejor conocido como “El Rey del Cachopo”, dos meses después de su detención, acusado por el crimen de su novia la hondureña Heidi Paz, escribió una carta a la madre de la víctima en la que defiende su inocencia.

Tres folios de su puño y letra. Tres hojas de lamentos y explicaciones que no tienen desperdicio y que, una vez más, dejan en evidencia a ‘El rey del cachopo’.

El sitio web español Telecinco en su sección El programa de Ana Rosa, divulgó en primicia la carta que César Román escribió desde la cárcel a la madre de su novia Heidi y que ésta entregó sin abrir a la jueza que instruye el caso.

Estimada Gloria, en estos dos meses y medio que llevo en prisión he pensado en escribirte muchas veces”, comienza en su misiva el empresario, presunto asesino y descuartizador de su novia.

Román muestra un lado sensible en el comienzo del texto. “No dejo de pensar cada día en el sufrimiento y el dolor que seguro estarás pasando. Me gustaría que ésta pesadilla para todos no estuviera pasando”.

Román se declara inocente y dice sentirse como una víctima más. “Durante todo este tiempo se han dicho barbaridades sobre mí […] Y yo, ni soy un monstruo, como algunas personas interesadas intentan presentarme, ni jamás hubiera hecho daño alguno a nuestra Heidi”.

El autor de esa barbaridad es un profesional, además de un psicópata de una maldad infinita”, sentencia.

Publicidad

En la carta, César Román reitera que es una persona inocente y dice que no se está buscando al verdadero culpable. “Poco a poco se va demostrando que los indicios en los que la policía basa su acusación son mera suposiciones sin base, con el objetivo de hacerme parecer culpable: es él, y caso cerrado”. “Estoy convencido de que el autor de esa barbaridad es un profesional, además de un psicópata de una maldad infinita, incluso demoníaca”.

También aprovecha para contar a la madre de Heidi los sentimientos que todavía dice que tiene hacia su hija. “No dejo de pensar en Heidi un solo día, y me despierto cada noche viendo sus preciosos ojos y su sonrisa. Sigo sin creerme que ya no está entre nosotros… No quiero parecerte insensible, ni desalmado, ni causarte más dolor, pero sigo creyendo firmemente que ese no es el cuerpo de Heidi”. (Tomado de telecinco).